Bolas de harina

  • 

    Bolas de harina con arandanos

    Las bolas de harina de frutas son uno de los platos checos más tradicionales y se hacen de diversas variedades. Se sirven como plato principal después de la sopa, que también debería ser tradicional checa, como una sopa de menudencias o una sopa de gulash. Las bolas de harina de arándanos son típicas especialmente en las montañas de Krkonose.

    Tiempo de preparación:   60 min
    Tiempo de cocción:   10 min
    Dificultad:   

    Ingredientes

    Para la masa

    • 1 huevo
    • 30 g de manteca fresca
    • 1 pizca de sal
    • 250 ml de leche
    • 1 cuchara de azúcar molido
    • 500 g de harina sin preparar (sin levadura)
    • 3 cucharas de mantequilla derretida

    Para cubrir

    • 400 g de arandanos
    • 1 cuchara de azúcar en polvo

    Para terminar


    Preparación

    Primero preparamos la masa madre de levadura (leche tibia, levadura, 1 cuchara de azúcar). Colocamos la harina en el tazón, agregamos la levadura y todos los demás ingredientes, preferiblemente utilizando el robot (o batidora), lo batimos hasta que esté suave la masa. La masa la cubrimos con un paňo de cocina y la dejamos en un lugar caliente durante aproximadamente 3/4 a 1 hora hasta que el volumen se duplique.

    La masa hinchada aplanamos con un rodillo de madera hasta que tenga un espesor de 5 a 7 mm, la cortamos en cuadrados iguales y grandes. A todos le ponemos una cucharada de arándanos envueltos con azúcar en polvo. Los cantos de los cuadrados cuidadosamente los juntamos unos a otros y los envolvemos firmemente en forma de una bola de masa redonda.

    Las bolas de harina dejamos por un momento hinchar en la tabla de amasar y preparamos una olla a presión con rejilla vaporizadora Vertimos en la olla un poco de agua y la preparamos para hervir. A la olla a presión agregamos un poco de aceite y colocamos en ella 4 o 5 bolas de harina y la cubrimos con la tapa. Cocinamos a fuego moderado durante unos 8 minutos. La olla no debemos destapar durante los 8 m. Inmediatamente después de sacarlas de la olla, con un tenedor tenemos que pincharles para que se escape el vapor.

    Las bolas de harina se sirven con mantequilla derretida y espolvoreamos con canela y azúcar en polvo.

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar servicios, personalizar anuncios y analizar el tráfico. Al usar este sitio web, . Más información.